Asesoría y consultoría para empresas, autónomos y particulares en Bilbao
Haz tu consulta online

LA DOCTRINA DEL PARENTESIS FACILITA EL ACCESO A LA JUBILACION

La doctrina del paréntesis facilita el acceso a la jubilación, siendo más fácil cumplir con el período de carencia específica (cotizar 2 años dentro de los últimos 15).

Requisito del período de carencia:
Uno de los requisitos de acceso a la pensión de jubilación es el de carencia, en sus dos variantes:
a) Carencia Genérica: Periodo total de cotizaciones previas que han debido realizarse al sistema a lo largo de la vida laboral.
b) Carencia Especifica: Parte de ese periodo genérico que ha debido cotizarse en un arco temporal más próximo al momento del hecho causante de la pensión.
Así, para tener derecho a una pensión de jubilación, entre otros requisitos, se han de acreditar cotización al menos 15 años (carencia genérica), y 2 de esos años (carencia específica) han de haberse cotizado en los últimos 15 años anteriores al hecho causante o fecha de acceso a la jubilación.
La aplicación de la doctrina del paréntesis, permite acceder a la jubilación desde situaciones asimiladas al alta, sin obligación de cotizar, por causas ajenas a la voluntad del beneficiario (paro forzoso, enfermedad…) si no existen dos años de cotizaciones en los últimos 15 años.
De este modo, en los supuestos en que se acceda a la pensión de jubilación desde una situación de alta o asimilada al alta, sin obligación de cotizar, el periodo de 2 años de cotización deberá estar comprendido dentro de los 15 años anteriores, a la fecha en que cesó la obligación de cotizar, aunque no se correspondan con los 15 años anteriores al hecho causante o fecha legal de jubilación.

Ejemplos de aplicación de la regla del paréntesis:
De un modo más concreto destacan los periodos de paro involuntario no subsidiado en los que se mantiene la inscripción permanente como demandante de empleo o si no se mantiene se debe a enfermedad grave; o los periodos de grave enfermedad que impide eventuales gestiones de mantenimiento del alta y/o de solicitud de prestaciones.
A contrario, se niega la aplicabilidad de la doctrina del paréntesis en los casos de incapacidad permanente total en los que no se acreditan cotizaciones porque el sujeto no mantiene un ánimo de trabajar y por lo tanto ha permanecido inactivo voluntariamente.

Deja una respuesta

COLABORAMOS CON
Ekonomista
AILAN
1
Hola! ¿en qué podemos ayudarte?
Ir a la barra de herramientas